¿Por dónde andás, Fierro?

Escribe Carlos Scolari en Historietas para sobrevivientes (comic y cultura de masas en los años 80) refiriendose a la primera etapa de la revista Fierro:

Fierro atravesó diversas etapas marcadas por una sucesión de jefes de redacción que le dieron un particular perfil a cada una de ellas: la etapa Sasturain -que abarcó casi la mitad de su historia- viene recordada por el mix apenas mencionado entre lo internacional y lo argentino, lo viejo y lo nuevo, Buenos Aires y el interior.

Marcelo Figueras -un joven periodista que venía creciendo dentro de La Urraca y que había dirigido el tabliod Caín– sucedió a Juan Sasturain en 1988. Esta nueva fase será recordada como el período post-moderno de Fierro. Con Figueras al comando la revista se alejó de cierto tono nac’n’pop característico de los primeros años […] para internarse con decisión en un nuevo imaginario de la década: la negación de cualquier utopía, la violencia urbana […] y el sexo desenfrenado visto a través de una persiana americana eran algunas de las coordenadas de este territorio temático que será recordado como clásico de los años ’80.

[…] El último período de Fierro -ahora bajo la coordinación redaccional de Pablo De Santis- constituyó un intento por recuperar parte de la historia pasada de la revista pero proyectándola hacia adelante: la reivindicación del simple hecho narrativo historietístico, libre y creativo, podría ser la clave de lectura de estos últimos años de Fierro.

(Scolari, Carlos: Historietas para sobrevivientes, Buenos Aires, Ed. Colihue, p. 255)

Ya tenemos en nuestras manos tres años completos (o casi, soy muy malo para las fechas) de la nueva etapa de Fierro. Creo entrever que la revista ha ido mutando, pero no alcanzo a descifrar los resultados de ese proceso. Por lo menos desde lo discursivo hubo un corrimiento grande: hace no más de cuatro o cinco números, Sasturain se hacía eco de algunos reclamos y decidía incluír mayor volumen de historias, con lo cual la mayor parte de los chistes (sobre todo las tiras) quedó fuera y se incluyó hasta una breve página de un relato literario. ¿Hubo tal cambio? ¿Y antes en qué había cambiado?

Recuerdo que durante el primer año y medio de revista, en MLargenta la muchachada estaba bastante caliente y se quejaba. El primer año, según creo, tuvo el problema serio de estar a la sombra del “glorioso pasado” de la etapa anterior. Y, creo, no fue sino hasta que la revista se despegó de ese pasado que las criticas amainaron (la galería de nombres se fue “actualizando” y ya son cada vez menos los colaboradores de la antigua etapa que participan en la nueva). O por lo menos amainaron en MLargenta.

Yo nunca lei la antigua Fierro y dificilmente pueda entender la real dimensión de la revista porque desconozco el “sentir de época” que atravesaba a creadores y lectores y que transformó a esa etapa en un “pasado glorioso” (cuando, con cierta crudeza, podría decirse que era el último estertor de la historieta argentina pre siglo XXI, antes de la desaparición absoluta en los ’90). Pero soy lector de la nueva etapa de Fierro. A veces parece que la frase “tenemos que agradecer que existe” es un poco conformista. Sin embargo no deja de ser cierta: hay que dar gracias. Y no porque sea mejor que exista esta Fierro a que no exista nada, sino porque la revista supone un muestreo de ciertas tendencias de la historieta argentina (no todas, lógicamente) y una forma de canonización de ciertos autores: dos cosas siempre saludables (incluso para generar polémicas).

Hecha esta disquisición, vuelvo a la pregunta inicial: ¿Por dónde andará la nueva Fierro? ¿Puede hacerse un diagnóstico ahora o es demasiado apresurado? ¿Han habido cambios o no ha habido ninguno? Y finalmente ¿A alguien le gusta leerla?

Anuncios

Publicado el mayo 30, 2010 en afanes, Historieta Argentina, Reflexiones que parecen importantes. Añade a favoritos el enlace permanente. 10 comentarios.

  1. Un buen texto..un opinologo cuidandose de ser un opinologo.

    Me gusta

    • Ja!
      Sí… hay que tener cuidado…
      ¿Y vos Oenlao? ¿Leés la Fierro? ¿Te gusta?
      Animate a jugarla de opinólogo, dale, hay que ponerle onda a ésto.
      =D

      Me gusta

  2. Yo si lei la fierro de antes y me gustaba mas…pero esta nueva fierro tiene lo suyo..yo la compro siempre.
    Tenemos al capo de Salvador, los hermosos prologos de Sastu, excelentes historietas de Trillo, Pares tambien esta bueno, la serie de pipi esposito esta buena sobre todo por los guiones de Maicas. Vitamina potencia tuvo algunos buenos momentos y otros no tan buenos igual que Roma y Linch. Festejo cuando aparecen los lulelele y scuzzo. Habria que hacer una comparacion historieta por historieta creo que la fierro de los 80 gana. Como el max cachimba del siglo pasado le gana al de este siglo al menos para mi humilde gusto.

    Me gusta

    • Yo soy muy jóven… Cuando la Fierro vieja terminó yo debía tener unos 8 años. Ahora lo único que puedo conseguir son los scans de los 40 primeros números y alguna cosita más dispersa por ahí, y después hay que ver si me hago tiempo de leer.
      La Fierro nueva tiene sus puntos fuertes y sus “no tanto”. A mí me gusta particularmente Altavista, pero no puedo explicarlo bien. Lo que se publicó de Salva, que ahora vuelve, fue buenísimo y espero poder hablar de Nocturno por acá en algún momento. Las apariciones de Varela (con o sin Trillo) siempre las festejo. Coincido con lo de Vitamina, al principio no me convencía, después mejoró, tuvo sus vaivenes, pero el final me conformó.
      Gustos son gustos, dije en otro lado. Pero acá no los vigilanteamos, los compartimos.

      Me gusta

  3. Espero esa reseña de Nocturno. Yo la Fierro no la compro porque no me convence como producto en total, no espero que todas las historietas me gusten, pero para mi tiene un nivel desparejo. Y como no apunta para ningún lugar especifico se queda en la mitad de todo. Prefiero guardarme la plata para cuando salgan las recopilaciones en libro de las historietas que ya se que me gustan, como las de Salvador Sanz y algunos otros autores.
    Igual festejo que exista esta revista y espero que siga por mucho tiempo mas.

    Me gusta

  4. La compre los primeros números, vi mas o menos por donde iba, y no me cerro. Después cuando entraron nuevos autores la volví a comprar, cuando empezaba a salir El hipnotizador y Nocturno, mas o menos esa época. La revista parecía renovarse y me pareció una buena movida así que la volví a comprar. Y me paso eso que decía antes, que me gusta un 30% de la revista, y no me da comprarla para leer 15 paginas y saltearme el resto. Ahora que está por salir una nueva historia de Salvador Sanz pensé en comprarla, pero no me aguanto el tema de la espera, que no es solamente de un mes sino que a veces se salteaba números -se que paso eso con Nocturno- así que prefiero esperar a que lo que me interese se recopile.

    Me gusta

    • Yo pienso que la revista tardó año y pico en asentarse. Es difícil que te conforme toda entera, pero, como ya dije, tiene sus buenos momentos. La cagada de retomar una compra es que ahora estás atado a que hay un montón de historias que forzosamente tenés que saltear porque son historias que ya vienen empezadas, pero bueno.
      Yo en algún momento dudé porque a veces me calentaba muchísimo con lo que había (Nine jr y Quattordio me pegaban mal, pero mal mal) pero la seguí comprando sabés por qué: porque en esta Argentina de más dudas que certezas era más probable que leyera historietas buenas dentro de la revista que en recopilaciones fuera de ella. Fijate que los recopilatorios son muy pocos (Nocturno, el Gustavino, Dora, cosas sueltas de Varela ¿algo más me olvido?). Yo hubiese querido leerme El Hipnotizador, que me gustó mucho, toda de un tirón en un librito y no puedo; dudo que pueda. Lo mismo que Altavista.
      Pero bueno, son apuestas que uno hace. Hoy me fumo toda la Fierro, aunque algunas cosas no me gusten tanto no me pasa de querer dejar de leer algo. Y en eso estamos.

      Me gusta

      • Yo me quede con la idea de que De la flor iba a sacar el libro de El hipnotizador, no se que paso que se retrasó tanto, o si quedó en la nada. Estoy seguro de que va a terminar saliendo. Igual no creo que hayan sido pocos los recopilatorios. Los que vos nombras: Dora, Nocturno, Gustavino, el libro de Varela, y salio también uno de Gustavo Sala, + El hipnotizador que en algún momento saldrá. Serían 6 libros, pero, ¿salieron muchas mas historias buenas en la Fierro? Ese es el tema, casi todo lo mejor fue reeditado y bastante rápido. (reconozco que no leí Altavista así que no doy opinion). A mi también me hinchaban las bolas Nine jr y Quattordio, y sumaría a El tomi y Copi, así como Max Cachimba. Sobre todo la sensación de deja vu que me generaba leer cada mes esas paginas que parecían contar siempre lo mismo con distintos dibujos. Y casi todo que lo que me interesó salió en libros, un formato que me gusta mucho mas de por si.
        Fierro me parece interesante para generar contenidos, ojala crezca como revista y mejore, mientras tanto yo voy a seguir esperando a que salgan los libritos.

        Me gusta

  5. sucedieron tantas complicaciones que no me animo a darte una fecha concreta… pero ya firmé el contrato y tengo unas copias del libro en mi mano, así que me animo a decir que dentro de las siguientes semanas va a estar en las calles.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: